¿Cómo Usar la Biblia Para Rezar Por Tu Futuro/a (o Actual) Marido/Esposa?

Rezar por mi futuro marido fue una de las claves de mi decisión para permanecer pura en la adolescencia. Básicamente, años más tarde descubrimos que mi decisión de dedicar estas oraciones coincidía con la fecha de la espontánea conversión de mi prometido. Hace pocos años, durante una conferencia, una mujer preguntó cómo rezo ahora por mi marido. Es increíble cómo a veces el Espíritu Santo se comunica desafiándome delante de una sala llena de gente.

Afortunadamente, volví de nuevo a trabajar junto con mi Biblia y mi diario de oración. Desarrollé un plan a prueba de fallos, práctico, para rezar las Sagradas Escrituras por mi marido. Una vez más, ¡vi que mi corazón ardía! Aquí están algunos de los versículos de mi diario personal que puede que os beneficien a ti y a tu (futuro/a o actual) marido/esposa.

Peticiones Generales

  1. Pureza – Colosenses 3, 5: Así pues, dejad muertos vuestros miembros a las cosas terrestres: a las fornicaciones, a la impureza, a las pasiones, al apetito desordenado y a la codicia que es culto de los ídolos.

Oración: Pide que tu marido sea puro por las razones adecuadas: cariño, conocimiento, y amor a Cristo. Reza para que entienda que el pecado no rompe las reglas, sino el corazón.

  1. Sanación – Salmos 147, 3: Sana a los de roto corazón, y venda sus heridas.

Oración: Todos tenemos heridas, pero Dios saca de cada mal un bien mucho mayor.

  1. Perdón mutuo – 1 Pedro 4, 8: Ante todo, insistid en la caridad mutua, pues la caridad cubre muchedumbre de pecados.

Oración: Pide que el amor sea la fuente de todo lo que hagáis, cuando las cosas vayan bien y cuando atraveséis dificultades.

  1. Protección – Salmos 91, 14-15: Pues él se abraza a mí, yo he de ampararle; le exaltaré, pues conoce mi nombre. Me llamará y yo responderé; en la desgracia yo estaré a su lado; le libraré y le glorificaré.

Oración: ¡Pide que el Espíritu Santo sea un escudo y proteja cada ámbito de la vida de tu marido/esposa!

  1. Agradecimiento – Filipenses 1, 3-6: Cuántas veces me acuerdo de vosotros doy gracias a mi Dios, haciendo súplicas siempre en todas mis oraciones por vosotros con alegría, por vuestra participación en el progreso del Evangelio desde el primer día hasta ahora, persuadido de que quien comenzó en vosotros la buena obra la llevará a feliz término para el día de Cristo Jesús.

Oración: Ofrécele a Dios gratitud por la vocación que Él ha provisto o proveerá. Pídele ser el instrumento mediante el que Dios continuará el buen trabajo que Él ha empezado en tu marido/esposa.

  1. Confiar en el Señor – Filipenses 4, 6-7: No os inquietéis por cosa alguna, sino más bien en toda oración y plegaria presentad al Señor vuestras necesidades con acción de gracias. Y la paz de Dios que sobrepasa toda inteligencia guardará vuestros corazones y vuestros pensamientos en Cristo Jesús.

Oración: El estrés no es cosa de Dios. Pide que la paz de Cristo envuelva a tu marido/esposa.

  1. Matrimonio divino – Tobías 8, 7: Ahora, Señor, tomo a mi prima, no por placer sino con elevados sentimientos. Ten misericordia de los dos y haz que vivamos larga vida.

Oración: Nada más que decir. ¡Este es el deseo que todos tenemos para nuestro/a marido/esposa y matrimonio!

Protegiéndole (a él o a ella) de Pies a Cabeza:

  1. Mente – Romanos 12, 2: Y no os adaptéis a este mundo; al contrario, reformaos para la renovación de vuestro entendimiento para que sepáis distinguir cuál es la voluntad de Dios: lo bueno, lo agradable a Él, lo perfecto.

Oración: ¡La batalla comienza en el interior! ¡Reza por la pureza de mente de tu marido/esposa!

  1. Ojos – Mateo 6, 22-23: La luz del cuerpo es el ojo. Por tanto, si tu ojo estuviese sano, todo tu cuerpo estará en la luz; pero si tu ojo estuviere enfermo, todo tu cuerpo estará oscuro. Y si la luz que hay en ti son tinieblas, ¿cuánta será la oscuridad?

Oración: Pide por la protección y triunfo sobre la pornografía y las imágenes que han entrado a través de los ojos de tu marido/esposa.

  1. Boca – Lucas 6, 45: El hombre bueno saca el bien del buen tesoro de su corazón; y el malo saca lo malo del suyo perverso; porque de la abundancia del corazón habla la boca.

Oración: Que las palabras de tu marido/esposa sean una prueba de que su corazón está lleno del Señor.

  1. Oídos – Juan 10, 27: Mis ovejas escuchan mi voz. Yo las conozco y ellas me siguen.

Oración: Hay muchas voces en el mundo compitiendo por la atención de tu marido/esposa – pídele al Señor que dé Su voz a conocer.

  1. Corazón – Salmos 73, 26: Languidecen mi carne y corazón: ¡oh roca de mis entrañas, mi porción, Dios, por siempre!

Oración: Pídele al Señor que os dé a ambos Su corazón para amaros el uno al otro.

  1. Brazos – Génesis 2, 24: Este es el por qué el hombre deja a su padre y a su madre y se une a su mujer, y son los dos una sola carne.

Oración: Mientras estéis unidos el uno al otro ahora o en el futuro, pide que vuestro abrazo os lleve siempre cerca del Señor.

  1. Pies – Salmos 37, 31: La ley de Dios está en su corazón, y su paso no vacila.

Oración: Pide al Señor que guíe el discernimiento de tu marido/esposa en cada aspecto de su vida.

  1. Dedo anular – Marcos 10, 9: Pues bien, lo que Dios ha unido, no debe separarlo el hombre.

Oración: Reza por la fidelidad en un mundo de infidelidad. Dios quiere que escribas tu historia de amor desde ahora hasta tu muerte. ¡Entrégate a tu (futuro/a o actual) marido/esposa junto con tus miedos y oración para que ninguno de vosotros olvide nunca que hay tres miembros en vuestro matrimonio!

___________________________

katieKatie Hartfiel is the author of Woman In Love, which chronicles how developing a relationship with the Lord as her First Love allowed Him to mold her for her Second Love (vocation). Katie received her Theology degree from Franciscan University of Steubenville. She served as a youth minister for seven years in Houston, where she now resides with her husband, Mark, and two daughters. For more on Katie and her books, visit www.womaninlove.org.

Leave a Reply